Fedón de Platón

¿Te gusta este libro? ¡Compártelo!

—Porque es probable que sus almas entren en cuerpos de animales pacíficos y dulces, como las abejas, las avispas, las hormigas; o que vuelvan a ocupar cuerpos humanos, para formar hombres de bien

79

¿Qué dijo en sus últimos momentos y de qué manera murió? Te oiré con gusto, porque no tenemos a nadie que de Flionte vaya a Atenas; ni tampoco ha venido de Atenas ninguno que nos diera otras noticias acerca de este suceso, que la de que Sócrates había muerto después de haber bebido la cicuta. Nada más sabemos

78

Se abandonaba por entero a esta diversidad de emociones; y yo mismo no estaba menos turbado que todos los demás

75

Fedón, ¿estuviste tú mismo cerca de Sócrates el día que bebió la cicuta en la prisión, o sólo sabes de oídas lo que pasó?

72

—He aquí, Equecrates, cuál fue el fin de nuestro amigo, del hombre, podemos decirlo, que ha sido el mejor de cuantos hemos conocido en nuestro tiempo; y por otra parte, el más sabio, el más justo de todos los hombres

71
Ver todas las frases


Publicado
20-03-2014


Número de veces visto
9709


Total de descargas
8078

Otros libros interesantes

Descargar Copia este libro de David Bravo

Copia este libro

David Bravo

Descargar Política de Aristóteles

Política

Aristóteles

Descargar Así hablo Zaratustra de Friedrich Nietzsche

Así hablo Zaratustra

Friedrich Nietzsche

Descargar Humano, demasiado humano de Friedrich Nietzsche

Humano, demasiado humano

Friedrich Nietzsche